Lotus Anuncia Fin del Elise, Exige y Evora Pavimentando el Camino Hacia la Electrificación

No solo Chile vive momentos claves en su historia. El mundo se encuentra en una transición empujada por la globalización y la tecnología, en gran parte provocada por la democratización de la comunicación masiva, especialmente por el avance de la digitalización y el surgimiento de las redes sociales, que le ha quitado el monopolio a los grandes conglomerados de medios para entregarle poder al ciudadano común, que hoy cuenta con información instantánea y revelaciones que por años fueron bloqueadas al común de la gente.

A la par, la industria automotriz vive el gran cambio en sus más de 100 años de historia basada en los motores a combustión, y no nos daremos cuenta cuando los vehículos empujados exclusivamente por electricidad sean mayoría en el parque automotriz en un futuro muy cercano, digamos en los próximos 20 años.

Lotus, y un amplio número de otras marcas, trabajan para ponerse a tono con la nueva era de la automoción: el reemplazo de los motores basados en la energía entregada por la detonación de combustibles fósiles, a nuevos bloques magnetizados cuya animación corre por cuenta de la alimentación de energía eléctrica.

Es así como su conocida tripleta de deportivos de Lotus liderada por el Elise, Exige y Evora anuncian que dejarán de producirse, tras 26 años y 51.738 unidades fabricadas, cifra que corresponde casi a la mitad de las unidades salidas de la línea de producción en una marca británica que cumple 73 años de historia, además de 9.715 unidades fabricadas para otros actores como General Motors y sus Opel Speedster/Vauxhall VX220 (7.200 unidades fabricadas entre 2000 y 2005) y Tesla con su famoso Roadster (2.515 unidades producidas entre 2007 y 2012), estos últimos modelos soportados sobre la pequeña plataforma de los Elise y Exige.

La primera generación del Elise y Exige se produjo entre 1996 y 2000 en la pequeña planta de Hethel junto a otro de los ya desaparecidos y clásicos modelo de Lotus, el mítico Esprit.

A partir del año 2000 continuaron su producción en la actual planta, la cual será desmantelada para apoyar la fabricación del Emira, el último modelo a combustión de Lotus ya develado y que iniciará su producción en la primavera de 2022 (otoño en el hemisferio norte), aumentando su producción a 5.000 unidades por año considerando un solo turno de trabajo.

Los últimos ejemplares de los tres modelos se quedarán en casa para pasar a formar parte de la colección histórica que posee la marca.

Así, el último Lotus Elise lleva la configuración Sport 240 Final Edition completando 35.124 unidades producidas. El Exige que cierra la historia del modelo es un Cup 430 Final Edition cubierto por la famosa tonalidad verde Heritage Green Racing representando el ejemplar nº 10.497. Respecto al último Evora, se trata de un GT430 Sport en tonalidad gris oscura metálica que cierra el ciclo con 6.117 unidades.

Evija, el futuro eléctrico de Lotus y el auto de producción más potente del planeta

El primer hypercar 100% eléctrico inglés anuncia una potencia de 2.000 PS (1.972 hp) posicionándose como el auto de producción más poderoso del planeta. Reporta un 0 a 100 km/h en menos de 3 seg. una velocidad máxima de 320 km/h y una autonomía de 345 kms.

Su producción iniciada este año considera sólo 130 unidades, cada una por un precio de casi US$2 millones.

Nuevo SUV de Lotus

Siguiendo la apuesta ganadora en el segmento, Lotus tiene programada la presentación de su primer SUV durante el 2º trimestre de 2022, completando así un nuevo portafolio de tres modelos.

También será 100% eléctrico y muy deportivo, anticipándose que, al igual que el Evija, cumplirá el parámetro 0 a 100 km/h en menos de 3 seg.

Leave comments

Your email address will not be published.*



You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Abrir chat